Bizcochitos helados de chocolate almendrado rellenos de caramelo

Receta vegana por Jenny

¡Muy buenas a tod@s! Me pongo al día con las recetas que os debo. Hoy os traigo los bizcochitos helados de chocolate con crocanti de almendra y rellenos de caramelo de dátil que os presenté la semana pasada por Instagram (no os olvidéis de seguirme por allí para ver nuevas recetas :-p)

Bizcochitos helados de chocolate crocanti y caramelo

Estos bizcochitos helados son una barbaridad, esta es una de las mejores recetas de mi sección de helados veganos de este año. Están buenísimos, así os lo digo. Llevan en su base un bizcocho muy ligero y aireado, para que cuando se congele, quede como una galletita vainillada. En el interior, un caramelo de dátil casero preparado simplemente a base de dátil y agua. Una versión alternativa al caramelo, que yo considero mucho más saludable.

Por encima, cerramos con otro de esos bizcochitos finos con sabor a vainilla y lo bañamos con chocolate fundido, mezclado con almendra crocanti y unas cucharadas de aceite de coco. ¿Por qué aceite de coco? Porque este aceite, a temperaturas ambientes / frías, tiende a mantenerse sólido. Por eso NO debe sustituirse por otro aceite como el aceite de oliva, girasol, de sésamo… Porque la función de ese aceite es dar densidad y fuerza al chocoalte, y que cuando lo congelemos y después lo retiremos, nuestros bizcochitos helados aguanten durante más tiempo ese “crujiente” en el chocolate. Como la cobertura de cualquier helado.

Bizcochitos helados de chocolate, rellenos de caramelo vegano de dátil. Sin huevo. Sin leche. Recetas veganas fáciles.

Bizcochitos helados de chocolate, rellenos de caramelo vegano de dátil. Sin huevo. Sin leche. Recetas veganas fáciles.

Como veis, yo decidí hacer los bizcochitos en formato pequeño. Que cada uno fueran unos pocos bocados. Son bocados muy saciantes y dulces y están pensados para servirlos en raciones pequeñas. ¡No tiene sentido servirlo como un gran bizcocho! La idea es hacer raciones individuales y pequeñitas. Por eso veréis que yo usé un vaso pequeño/mediano para hacer el corte del bizcocho.

¡Vamos con la receta! Bizcochitos helados de chocolate almendrado rellenos de caramelo

Bizcochitos helados de chocolate, rellenos de caramelo vegano de dátil. Sin huevo. Sin leche. Recetas veganas fáciles.

Bizcochitos helados de chocolate almendrado rellenos de caramelo

Rating: 5.0/5
( 1 voted )
Raciones: 6 bizcochitos helados Tiempo Preparación: Nutrition facts: 200 calories 20 grams fat

Ingredientes

1 taza de tamaño medio de harina de bizcocho (trae la levadura incorporada)
4 cdas. soperas de vainilla líquida
2 cdas soperas de margarina vegetal (ojo, pueden contener derivados animales como lácteos, grasas, gelatina)
4 cdas. soperas de sirope de ágave
200 ml de yogur de soja sabor vainilla (Yo usé Alpro)
1/3 de taza de leche de soja
1 tableta de chocolate negro para fundir
2 cdas. soperas de aceite de coco
200 gr de dátiles deshuesados
Agua
Almendras crocanti
*Necesitaremos una bandeja para horno y papel de horno.
*Necesitaremos una trituradora de alimentos

Paso a paso

  1. Mezclamos en un bowl grande una taza de harina para bizcochos (tiene la levadura incorporada, así que no añadiremos más) con 4 cucharadas soperas de vainilla líquida.
  2. Por otra parte, ponemos a fundir al baño maría 2 cdas. soperas de margarina vegetal. Para ello, la colocamos dentro de una taza, y esa taza la metemos en una olla con agua en ebullición, que cubra media altura de la taza.
    Mezclamos la harina con la vainilla y fundimos la margarina

    Mezclamos la harina con la vainilla y fundimos la margarina

  3. Mientras tanto, añadimos 200 ml de yogur de soja sabor vainilla a la harina, 4 cdas. soperas de sirope de ágave y mezclamos bien.
  4. Cuando la margarina esté ya fundida, la añadimos también a la masa.
    Añadimos yogurt de vainilla, sirope y margarina fundida a la masa.

    Añadimos yogurt de vainilla, sirope y margarina fundida a la masa.

  5. Mezclamos bien con la ayuda de una pala,  hasta conseguir una masa sedosa. Después, vamos añadiendo poco a poco 1/3 de taza (usando la misma taza que para la harina) de leche de soja.
  6. Vamos añadiendo poco a poco y mezclando, hasta conseguir una textura cremosa, suave, algo más densa que una natilla.
    Mezclamos bien hasta conseguir la masaMezclamos bien hasta conseguir la masa
  7. Ahora, colocamos papel para horno sobre una bandeja de horno que sea larga y nos permita extender toda nuestra masa en una capa fina de no más de 1cm.
  8. Lo horneamos durante unos 30 minutos a 180 cm, encendido por abajo y, preferentemente, con ventilador.
  9. Sabremos que el bizcocho está listo cuando haya cogido un aspecto dorado y al pincharlo salga el tenedor seco. Algunos hornos pueden necesitar más o menos tiempo de horneado, dependiendo de la calidad del mismo.
  10. Lo retiramos del horno y, levantando con cuidado el papel de horno, retiramos el bizcocho a una superficie limpia y seca. De esta manera, ayudaremos a que temple antes.
  11. Por otra parte, fundimos al baño maría todo el chocolate negro para fundir. Lo metemos en una taza, la taza dentro de una olla con agua a fuego medio, en ebullición.
    Horneamos la masa y fundimos el chocolate

    Horneamos la masa y fundimos el chocolate

  12. Mientras funde, metemos los 200 gr de dátil deshuesado con 1/3 de taza de agua. Trituramos y observamos la textura. Vamos añadiendo más agua hasta conseguir un caramelo denso, pero cremoso y sin grumos. La textura más densa o cremosa dependerá de tu gusto personal, yo recomiendo no hacerla muy líquida para que sea fácil aplicarlo después, pero tampoco muy densa porque con el frío del congelador ya densará.
  13. Reservamos el caramelo.
  14. Con el bizcocho ya templado, lo cortamos en círculo con unos cortadores o vasos de tamaño medio-pequeño.
  15. Preparamos el caramelo de dátil con agua

    Preparamos el caramelo de dátil con agua

  16. Cogemos nuestros círculos de masa, rellenamos la mitad de ellos de caramelo y cerramos con la otra mitad.
  17. Colocamos las galletitas sobre un papel de horno.
  18. Ahora, volvemos con el chocolate aún fundido y mantenido a fuego medio. Le añadimos generosas almendras crocanti y mezclamos.
    Cortamos el bizcocho y añadimos el crocanti al chocolate

    Cortamos el bizcocho y añadimos el crocanti al chocolate

  19. Añadimos 2 cdas soperas de aceite de coco, mezclamos muy muy bien.
  20. Ahora, cubrimos todas las galletitas con generoso chocolate fundido, incluídos los laterales.
  21. Decoramos con más almendras crocanti.
  22. Con una pala, levantamos todas las galletitas y las pasamos a otro papel de horno limpio, para evitar que el chocolate que ha caído al suelo del otro papel se congele con nuestras galletitas. De esta forma nos quedarán mejor.
  23. Las metemos en el congelador por, mínimo, 30 minutos. ¡Y listo! A disfrutar de tus bocaditos. Si te sobran, para otros días, guárdalas en el congelador y sácalas un poquito antes de consumirlas.
    Cubrimos con chocolate y almendras crocanti

    Cubrimos con chocolate y almendras crocanti

Did You Make This Recipe?
¿Has preparado esta receta? Etiquetame en Instagram @Soyvegana_Jenny.

Quizá te interese

Deja tu comentario

Esta página web usa cookies (veganas y con pepitas de chocolate) para mejorar tu experiencia de uso. Asumimos que te parece bien comertelas, pero puedes rechazarlas si lo deseas. Aceptar Leer más